sábado, 4 de octubre de 2008

Tonto

Hace unos días que me pregunto cuántos tipos de tonto hay. Pensarán que es una cuestión vana, pero no debe ser tanta si ocupó a san Agustín. Mi clasificación es menos elaborada, veamos:

  • Tonto. Está claro que este tipo es el primero, el más liviano y evidente, definido por Forrest Gump (Tonto es el que hace tonterías). Ninguno estamos libres de entrar en esta categoría, si bien en ella podemos estar de forma provisional (no es lo mismo estar que ser).
  • Tontorrón. Se trata de un caso leve, como el anterior suele ser transitorio y a menudo tiene una etiología amorosa.
  • Tonto del bote. Se entretiene con cualquier cosa, no ha de ser necesariamente un bote, claro, su obsesión puede ser de cualquier tipo.
  • Tonto del haba (abreviado tontolaba). Independientemente de las etimologías más o menos ingeniosas insultar con vegetales ya indica cual es el puesto evolutivo al que hemos llegado. Nótese que en valenciano vale con decir faba.
  • Tonto del culo. Este caso ya no puede ser provisional, se trata de un rasgo, o sea, de un estado permanente.
  • Es tonto y lo sabe. La cosa es grave, si uno es capaz de reconocerse en esta categoría la cosa debe ser bastante evidente ya que reconocer la propia inutilidad es siempre lo último.
  • Es tonto y en su casa lo saben. Este es el estado superior, si la abuela no dice "este niño es listísimo" (listismo en manchego) la cosa no es susceptible de empeorar ni siquiera atendiendo a las leyes de Murphy.

2 comentarios:

Dodo dijo...

Lo siento, pero ni te acercas a Eco. :P

Hispa dijo...

Ma gavte la nata!