domingo, 15 de marzo de 2009

La naturaleza es sabia... y químicamente inactiva

Leído hoy mismo en wikipedia: "La homeopatía (del griego ὅμοιος homoios, ‘similar’ y πάθος pathos, ‘sufrimiento’) es un controvertido sistema de medicina alternativa, caracterizado por el uso de remedios carentes de ingredientes químicamente activos." (Las negritas son mías.)

Existe un grupo de ignorantes que plantean la tesis de que los remedios naturales son SIEMPRE mejor que los fármacos testados y probados, a los que llaman "drogas" o "drogas químicas". Evidentemente, es posible usar hierbas "naturales", o sea, cogidas en el campo, para lograr ciertos efectos similares a los que se obtienen con un fármaco. Estos productos ¿carecen de química?

Este uso no tiene nada de malo, en principio, y a pequeñas dosis es muy natural, valga la redundancia. Todos tomamos café u otras infusiones que nos ayudan a sentirnos mejor.Pero díganme, si se fueran a tratar algo serio, ¿elegirían una hierba cuya concentración de la sustancia terapéutica es indeterminada o un producto probado, con dosis testadas y efectos secundarios conocidos y descritos?

Voy a ponerles dos casos:

A.- Mari Carmen Recio Senso tiene un problema de sobrepeso y ha decidido acudir a un dietista, médico egresado en su misma ciudad, Juan Titulado, con la especialidad correspondiente aprobada e incluso algún máster o título y que asiste a certámenes científicos con la regularidad que su trabajo le permite, como certifican sus títulos e incluso la horrorosa orla que tiene el mal gusto de tener colgada en su sala de espera, conforme la moda al uso. Este facultativo le ha prescrito una dieta personalizada que Recio Senso ha seguido de forma estricta, con cierta pérdida efectiva de peso, cambio de hábitos y la costumbre de salir a pasear después de cenar. No ha necesitado de medicación alguna, pero si la hubiera necesitado, el médico Juan Titulado se la hubiera prescrito.

B.- Sonsoles Recio Necio es prima de la anterior y también acudió a don Juan Titulado, pero "la dieta no le hizo efecto" (en lo que no tiene que ver que se la saltara de tanto en tanto, lo cual además no reconoce ni a sí misma). A las pocas semanas decidió entrar en la herborístería de su barrio, donde Juana Listo, sin titulación, pero que hizo un viaje a India y se ha leído, según afirma ,"un montón de libros" y además colabora en wikipedia en artículos de homeopatía, le dio diferentes hierbas y pastillas naturales, recomendándole además unos sobres que debía tomar en vez del desayuno, la cena y cualquier otra comida, evitando además la ingesta de líquidos. En pocas semanas, Sonsoles Recio Necio ha adelgazado el doble que su prima, pero, y no cree que tenga que ver, experimenta dolores de cabeza y disfunciones en la regla, seguramente por los nervios en el trabajo o por la menopausia cercana (ya se acerca a los treinta) o algún otro motivo. Para evitar que un "matasanos" le recete "química" acude a su ya amiga, Juana Listo, que le da más hierbas para uno y otro problema, así como otra para el estrés, para atacar en la causa. Con las nuevas hierbas, Sonsoles se olvida un poco de la dieta los fines de semana y vuelve a cenar, a la vez que toma algas saciantes, claro, con lo que recupera el peso perdido y algo más (efecto rebote). Ante la subida de colesterol que le han detectado en los análisis de empresa, el médico de la empresa (Mario Titulado, hermano de Juan) le ha aconsejado que acuda a su médico de cabecera (en España la sanidad es gratuita), pero Sonsoles ha ido a su amiga Juana, que le ha prescrito otra hierba. Todo esto, le explica Juana, tiene además de la virtud de evitar que tome "química", ya que solo le da cosas naturales, la gracia de evitar que se enriquezcan las empresas farmacéuticas, ya que son productos que se recogen en el campo (claro que se venden a precio de oro, pero no se lo ganan las farmacéuticas). El caso sigue durante años...


La homeopatía es, según la RAE, el "sistema curativo que aplica a las enfermedades, en dosis mínimas, las mismas sustancias que, en mayores cantidades, producirían al hombre sano síntomas iguales o parecidos a los que se trata de combatir", se trata de un sistema que tuvo gran auge en el siglo XIX en contraposición a la heteropatía, cuando ambas eran las tendencias en litigio dentro de la farmacología. Hoy, muchos camuflan con este término ya superado por la medicina científica una estafa millonaria que tiene legión de seguidores.

6 comentarios:

Gaeddal dijo...

Siempre me ha picado la curiosidad: ¿Qué significa "natural"?

Résped dijo...

A lo visto, "químicamente inactivo".

Roberto dijo...

¿Les suena Kasposos? Más allá del ska o de creer la pose del grupo, la canción retrata perfectamente a estos charlatanes y a sus víctimas.

"Natural" es "igual de químicamente activo que los medicamentos de farmacia, pero hecho por mí con técnicas básicas". O sea, una tacita de cicuta es más natural que una aspirina.

Dodo dijo...

Pero esto es como la religión: es imposible discutir con los dogmáticos. Les dejo un regalito.

Morza dijo...

Lo más divertido es que las medicinas también se hacen a partir de plantas... pero nada, la presentación en pastilla no triunfa.

Dodo dijo...

¿Nunca te has fumao un octalidón? :O No sabes lo que te has perdío...